Frases Cristianas De Amor Para Enamorados

El amor es un sentimiento hermoso, y si va de la mano de Dios, se convierte en algo perfecto. Dedica estas frases de amor cristianas a la persona que amas, porque donde está Dios presente, siempre habrá amor verdadero y puro.

La vida no se trata de éxitos y fracasos, es de caminar hacia Dios y andar este camino a tu lado, es para mí un privilegio.

Todos los dias le doy gracias a dios por haber unido nuestros caminos, por unir nuestros corazones, por unir nuestras almas, y espero que una nuestras vidas hasta la eternidad.

Gracias dios por esta persona tan especial en mi vida, siempre te ore por ella y ahora solo te quiero pedir que me permitas hacerla la mas feliz.

Y apareciste y me hiciste tan feliz que todas las oraciones que le pedí a dios valieran la pena.

Por encima de nuestro amor esta el amor de dios que permitió que estemos juntos.

Encontrar una mujer es obtener el favor del Señor. No tengo ninguna mujer excepcional en mi vida y puedo decir que soy favorecido y bendecido.

Aparte de Dios, te amo con todo mi corazón, alma y mente. Tú me elevas y me haces volar.

Dios amó al mundo y dio a su Hijo, lo que significa que el amor implica sacrificios y te amo con todo mi ser y vale la pena.

Tú eres amable, cuidadoso y misericordioso, lo cual te calza para amar a Dios y valorar sus principios. Eres una mujer increíble y no puedo imaginarme la vida sin ti.

Te amo con tus defectos e imperfecciones porque Cristo nos enseñó el significado del verdadero amor cuando murió por nosotros cuando todavía éramos pecadores.

Yo moriría de buena gana por ti si fuera necesario, así como Cristo murió por el mundo. Significa que te amo desinteresadamente y de todo corazón.

El amor perfecto echa fuera el miedo, te amo con todo mi ser, así como Cristo amó al mundo.

Eres única e irremplazable, la propia obra maestra de Dios. Llenas mi corazón con la alegría y el gozo que siempre está presente.

Irradias bondad y amabilidad, una criatura maravillosa creada por el Creador y un deleite para la vista y el corazón.

Preciosa mía, gracias por darlo todo, así como Cristo lo dio todo por nosotros. Eres maravillosa y deliciosa.

Te veo, de la manera en que Dios quiso que te viera, a su propia imagen y semejanza. Eres una criatura exquisita y un ser de amor.

Sé que conozco a Dios porque soy capaz de amar de todo corazón como lo hago. Gracias por enseñarme el significado del verdadero amor.

Querida mía, mi amor por ti no conoce límites, sólo el amor de Dios no conoce límites.

Eres un reflejo de la verdadera imagen del Padre con tu corazón de oro. Siempre encuentras maneras de sacar lo mejor de los demás.

Preciosa, te amo como me amo a mí misma como el buen Señor lo ordenó y te deseo lo mejor en la vida.

Así como el amor de Dios es eterno, prometo amarte hasta mi último aliento, hasta que todo se desvanezca.

El verdadero amor implica el perdón. Prometo amarte y perdonarte antes de cualquier ofensa, como el Señor nos ordenó perdonar * veces.

Dios nunca se rinde o rompe con Su amor, es consistente día a día, así es mi amor por ti.

Sé que soy sólo un humano, pero prometo tratar de amarte y amarte tanto como Dios ama al mundo.

Amarte es la siguiente mejor cosa comparada con ser salvado y redimido por Dios. Eres increíble.

A medida que mi amor por Dios aumenta, también aumenta mi amor por ti. Mi amor es verdadero y desinteresado.

A medida que el amor de Dios me mantiene unido, tu amor me hace apreciar la humanidad y encontrar el bien en la vida.

Cuanto más profundo es el amor, más alto llega y más lejos llega, esto lo aprendí del Señor y mi amor por ti es profundo.

El amor de Dios es el fundamento de nuestra relación, lo que significa que cada día crecemos más en el amor.

Mi amor por ti es implacable e inquebrantable como lo es el amor de Dios por nosotros. Te amo para siempre.

Elijo amarte hasta mi último aliento, así como Dios nos ama para toda la vida.

Mi amor por ti es rico, así como el Señor es rico en amor. Sigue siendo impresionante y robando mi aliento.

Estoy dispuesto a dar todo lo que tengo para demostrar que te amo como el Señor dejó todo para mostrar su amor por nosotros.

Sé que hemos tenido nuestra pelea y que me has herido profundamente, pero a pesar de ello, elijo amarte y perdonarte totalmente como lo haría el Señor.

A pesar de tu infidelidad, escojo amarte, perdonar y olvidar el mal hecho como el Señor lo haría.

Te amo y me preocupo por ti así como me amo y me preocupo por mí mismo, tú eres una parte esencial de mí como dijo el Señor.

Somos uno, una parte del otro, te amo tanto como me amo a mí mismo. Vive con generosidad y sé generoso como el Señor es generoso.

Así como el amor del Señor nunca se acaba, mi amor por ti no se acabará.

A pesar de que me desprecias y me consideras un enemigo, te amo tanto como me amo a mí mismo, tal como Dios dijo.

Pienso muy bien de ti y te deseo lo mejor. Vive generosamente y con gracia, como lo hace Dios.

Que Dios los bendiga ricamente y haga que la bondad y la riqueza nunca se aparten de ustedes. Los amo.

Dios nos concibió en el amor y por eso te amo con todo lo que tengo y con todo lo que tengo.

Poner mi vida en juego por ti sería el quid de mi amor por ti, te amo de la manera en que Dios nos ordenó que amáramos.

Te amo de la manera en que Dios nos amó, y quiero pasar el resto de mi vida amándote como te mereces.

Veo la perfección en tus imperfecciones porque todos pasamos por el fuego del Refinador y nos mejoramos.

Estoy comprometido con nosotros, con nuestro crecimiento y desarrollo financiero, emocional, físico y espiritual hasta que maduremos en Dios.

Somos amados por Dios, por lo tanto, conozco la mejor y correcta manera de amar y mostrar mi amor por ti.

He aprendido a elevarme por encima de las estrellas y a navegar a través de mares turbulentos porque he aprendido a amar como Dios lo requiere.

Soy capaz de navegar por los siete mares y sobrevivir a los volcanes de la vida porque he aprendido a amar como lo hace Dios.

Amar profundamente y sin fin es aprender a amar como Cristo nos ama y nunca darse por vencido como Cristo nunca se dio por vencido en nosotros.

Amar es bueno, ser amado es grande, pero ningún amor supera el amor de Dios que se manifestó a través de Cristo y que se manifiesta en nosotros.

Tú me inspiras a abrir mi corazón al amor y a amar verdaderamente como Dios lo hace.
Muchos han pasado por mi vida pero sólo tú has dejado una marca en mi corazón, así como Dios dejó una marca en mi Espíritu.

Estar contigo y conocerte me hace crecer más y más en mi caminar con el Señor.

Si pudiera comprar un regalo, no importaría lo que tuviera que dar, para mostrar mi amor por ti. Tú me haces crecer más en mi caminar con Dios.

Conocerte me ha hecho saber que la belleza y el gozo se pueden encontrar en las cosas mundanas.

Estar contigo ha sacado lo mejor de mí y me hace creer que lo mejor está por venir.

Estamos unidos como uno en Cristo con un amor tan puro y fuerte. Hasta mi último aliento, seguiré amándote.

Doy gracias a Dios cada día por hacerte parte de mi viaje en la tierra. Te amo, querida.

Como las estrellas brillan en la noche e iluminan el cielo, Dios te trajo a mi vida para darle alegría.

Frases de amor cristianas para mi esposo

Para ese hombre que Dios puso en tu camino, con quien has formado una familia, al lado de quien has vivido tantas experiencias y que te apoya incondicionalmente, dedícale hermosas frases de amor para recordarle cuánto lo amas, y que tan importante es para ti.

Le agradezco a Dios por estar en mi vida, eres un esposo maravilloso, y mi mayor deseo es conocer el mundo de tu mano.

Amado esposo, eres el hombre que la vida me entregó, eres un ser especial, gracias por estar en mi vida.

Gracias, esposo amado por todo el amor que me has entregado. Gracias a eso, todo mi amor por ti ha sido sagrado.

Amado esposo, eres la esencia de mi vida, mis mensajes de luz en cada despertar. Le agradezco a Dios porque eres parte esencial de mi vida.

El amor que Dios nos ha enseñado nos trae paz, es hermoso y perfecto. Así es nuestro amor, a pesar de los problemas, nuestro amor crece cada día más.

Entreguemos nuestros miedos a Dios, sólo Él puede cuidar y proteger este hermoso amor que nos tenemos.

Sigamos a Dios, Él siempre nos acerca a las mejores personas, nos trae paz, fuerza y mucha tranquilidad.

Le agradezco a Dios por haberte colocado en mi camino para enseñarme lo que es el amor verdadero, con respeto y tolerancia.

Dios me ha demostrado que el amor existe, y se aloja en el corazón para hacernos reír, llorar, perdonar y amar. Todo eso me lo has enseñado tú.

Frases de amor cristianas para mi novio

Cada día miro al Cielo para dar gracias a Dios por todos los momentos que hemos vivido juntos, y los que aún nos falta compartir.

Nuestro amor no tendrá un final, porque al igual que el amor de Dios, es infinito.

Amor, todos los días oro a nuestro Dios, pidiéndole que logremos compartir este hermoso amor que ha surgido entre nosotros.

El amor es un sentimiento creado por Dios, Él lo creó para nosotros, para personas que nunca se van a alejar de su palabra, y aman a otro cristiano con el corazón.

Agradezco a Dios por tenerte a mi lado, en mi alma y en mi corazón. Y más importante que entiendes tan bien como yo el amor por Dios.

Espero que estas frases de amor cristianas sean de tu agrado, y que estos consejos para mantener una relación cristiana sean de mucha utilidad. El amor de pareja y el amor a Dios pueden ir de la mano, manteniendo el respeto a Dios y el respeto a nuestro templo.

Leave a Reply

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar